5 datos curiosos sobre la escuela cervecera checa

¡Hola amigo beersapiens! Queremos cerrar el ciclo sobre la escuela cervecera checa con algunas recomendaciones de birras que puedes encontrar en nuestra tienda. Y es que los checos consumen más cerveza per capita que cualquier otra nación del mundo, incluidos alemanes, irlandeses y belgas. Cada checo bebe un promedio de 138 litros de cerveza por año, es decir, casi una botella de medio litro todos los días.

Nosotros no queremos que lleguéis a esas cantidades, pero si proporcionaros una selección de cervezas para que probéis algunas de las birras más refrescantes que tenemos. Y no sólo eso, con cada cerveza vamos a contarte cinco curiosidades sobre la escuela cervecera checa que seguro que no te habían contado. ¿Empezamos?

 

1. En los monasterios checos se produce cerveza desde, al menos, el año 993 d.C.

Aunque se cree que en la región se elaboraba cerveza desde antes, el primer documento escrito sobre el proceso es de los monjes benedictinos del Monasterio de Břenov. Para homenajear a estos monjes, te sugerimos una cerveza con su propio dios en la lata, la Espiga Beer Mosaic Goldess, un Bohemian Pilsner elaborada con auténtico lúpulo Saaz.

 

2. Durante el siglo XIII, se castigaba el robo de lúpulo con la muerte.

Ese fue el fallo del rey Václav II de Bohemia a fines del siglo XIII, algo que da una idea de lo importante que era el lúpulo  para la economía del país. Una de las cervezas Pilsen que tenemos con más énfasis en este ingrediente es El Cantero Hoppy Pils, de estilo clásico german pilsner, muy fresca y bebible, que tiene el lúpulo como protagonista.

 

3. La cerveza checa mide los grados de fermentación en lugar de los volúmenes de alcohol.

La cerveza checa se clasifica de acuerdo con la escala Balling, que representa el “peso” de los líquidos. Un mayor grado significa más azúcar, lo que resulta en un mayor contenido de alcohol y un sabor más fuerte (menos amargo). Aunque mayoría de las cervezas checas tienen entre 10 y 12 grados (aproximadamente 4-5 por ciento de contenido de alcohol), también hay algunas especiales que pueden tener 20 grados o más.

Si quieres refrescarte con una Pilsen de baja graduación alcohólica te recomendamos la Attik Motueka Fans New Zealand, elaborada con un lúpulo neozelandes que le da un aroma muy dulce y suave. Con sus solo 4,9% grados ABV es ideal para tomar más de una en verano.

Por el contrario, si lo que quieres es ir fuerte, pero seguir teniendo ese sabor refrescante, te aconsejamos pasarte al estilo de la Imperial Pilsner con la Bidassoa Adur. Esta versión más fuerte de las Pilsen tiene un lúpulo muy marcado y un alto nivel de alcohol (6,3%).

 

4. Los bebedores de cerveza checos de la vieja escuela a veces prefieren más espuma que cerveza.

En muchos bares es posible ver unas tablas donde se indica cómo se llaman los distintos estilos de tirar la cerveza, según la proporción de espuma que se desea. Esto ocurre porque hay quienes prefieren beber más espuma que cerveza. En el pasado, era una forma común de determinar la calidad de la cerveza: probar por separado el sabor dulce de la espuma y el amargo de la cerveza. 

Asi que si te ha picado la curiosidad de beber por separado espuma y cerveza, te aconsejamos la Península Pils, una Pilsen de color dorado transparente con una espuma muy blanca y muy persistente.

 

5. La etiqueta del brindis.

¿Sabes cómo se brinda al beber cerveza en la República Checa? Al chocar las jarras hay que decir na zdraví, que significa "a tu salud". Pero también asegurarse de hacer contacto visual con cada persona (de lo contrario, se rumorea que pueden tocarte siete años de mal sexo, y no queremos eso para ti amigo) y si el brindis incluye a un grupo grande, hay que evitar cruzar los brazos con alguien más en la mesa.

Para brindar te sugerimos una cerveza de receta antigua, como la Slow Rhythm, de El Cantero. Esta cerveza, de estilo Kölsch (no solo de Pilsner vive el hombre) combina técnicas de elaboración actual con el estilo tradicional.

Y como siempre, si quieres saber más sobre educación y estilos cerveceros, te recomendamos que estés atento a nuestras catas online y a los packs especiales que preparamos para cada escuela. Na zdraví!

 

Fuente: destinochequia.com

Escuela cervecera checaEscuelas cerveceras

Deja un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados